Energía limpia – Qué es, ventajas, definición y concepto


La energía limpia es aquella que no genera contaminación ni residuos en el marco de su proceso de producción. Por lo tanto, su obtención no atenta contra el medio ambiente.

La idea de energía se emplea para referirse al recurso natural que se puede aprovechar a nivel industrial mediante la aplicación de tecnología y de otros elementos asociados. La noción, asimismo, permite aludir a la capacidad de transformar algo o de ponerlo en movimiento. El adjetivo limpio, en tanto, hace mención a lo que no posee suciedad o que está exento de elementos dañinos.

El aprovechamiento de la energía de los océanos supone la generación de una energía limpia.

Qué es la energía limpia

La energía limpia se basa en el aprovechamiento del agua, el viento y otras fuentes de la naturaleza. Si bien la noción se asocia a la ausencia de contaminación, es habitual que se incluyan en este conjunto a ciertos tipos de energía que contaminan aunque a niveles bajos.

El fomento de la energía limpia obedece a la necesidad de cuidar el medio ambiente. Mientras que la demanda de energía no deja de crecer, también aumentan los efectos negativos de su producción. Por otra parte, las fuentes energéticas más usadas no son renovables, con lo cual se agotarán en el mediano o largo plazo. En este punto, es necesario promover el uso de energías renovables, muchas de las cuales además son energías limpias.

Aunque en ocasiones coinciden, hay que considerar que las energías limpias no son equivalentes a las energías renovables. Una energía limpia no contamina ni produce residuos, pero puede provenir de una fuente no renovable. Una energía renovable, en tanto, puede ser contaminante (como sucede con el biodiesel y el biogás).

La energía eólica, la energía solar, la energía hidroeléctrica, la energía de biomasa y la energía geotérmica suelen ser mencionadas como energías limpias y renovables.

La energía limpia favorece el desarrollo sostenible y permite impulsar una economía verde.

El impacto ambiental

Como ya indicamos, se entiende que una energía limpia tiene un impacto ambiental nulo o acotado. Esto se calcula teniendo en cuenta los efectos directos de su producción, aunque hay otros factores que también deben considerarse.

Tomemos el caso de la energía hidroeléctrica, que está considerada como una energía limpia ya que no genera la emisión de gases de efecto invernadero. Se estima que cerca del 44% de la generación de electricidad procedente de fuentes renovables corresponde a este tipo de energía. Más allá de sus ventajas, la energía hidroeléctrica requiere de la construcción de represas, un hecho que incentiva la deforestación y requiere de una industrialización que no es inocua. Por lo tanto, si bien la energía hidroeléctrica no es contaminante en sí misma, está asociada a ciertos procedimientos que sí causan una huella ambiente profunda.

Las turbinas de viento asociadas a un aerogenerador hacen posible la obtención de energía limpia, convirtiendo la energíca cinética en energía mecánica y luego en electricidad.

Ventajas de las energías limpias

La principal ventaja de las energías limpias es que no contaminan, a diferencia de lo que sucede con el uso de combustibles fósiles (como el petróleo, el gas natural y el carbón). Comparándola con dichas fuentes energéticas, asimismo, su costo de extracción es mucho más bajo.

Otro aspecto a considerar es que, por lo general, la energía limpia proviene de recursos cuya reposición se da de manera natural. Son generalmente, como ya vimos, energías renovables: no se agotan con su utilización.

Un punto a favor de las energías limpias es que, por sus características, resultan seguras. No trabajan con sustancias tóxicas y por eso es posible, si es necesario, desmantelar la infraestructura sin grandes riesgos.

La creación de puestos de trabajo y el impulso de las economías locales son más beneficios que se le atribuyen a la explotación de energías limpias, que igualmente pueden contribuir a la independencia energética de la nación productora.

La transición energética

Existe un consenso acerca de la necesidad de realizar una transición energética hacia fuentes limpias y renovables. Esto está vinculado sobre todo a la emisión de gases de efecto invernadero, que provocan el calentamiento global.

La mayoría de los gases de efecto invernadero son emitidos por actividades humanas, en especial por la quema de combustibles fósiles. Cuando estos gases se acumulan en la atmósfera, los rayos de sol que rebotan contra la superficie no pueden volver a salir, haciendo que suba la temperatura del planeta.

El calentamiento global implica un cambio climático que causa a numerosos problemas, como el deshielo de los glaciares, el crecimiento del nivel del mar y el avance de la desertificación asociada a las sequías. Por eso la comunidad internacional sostiene que se deben dejar de usar las energías procedentes de combustibles fósiles, siendo reemplazadas por energías limpias y renovables.

Un panel solar, una turbina eólica y una central geotérmica, por ejemplo, son elementos e infraestructuras que se necesitan para avanzar en esta transición. Lo mismo puede decirse de una central hidroeléctrica que aprovecha la energía mareomotriz o la energía de las olas.

Es importante tener en cuenta que el reemplazo de las fuentes energéticas no puede ser abrupto. Se habla de generación distribuida cuando múltiples fuentes cercanas al lugar de consumo complementan la red eléctrica tradicional.

La finalidad es apostar por una energía de cero emisiones o una energía neutra en carbono. Convenios internacionales como el Acuerdo de París y el Protocolo de Kyoto sientan las bases y plantean objetivos para esta transición energética.

Si a esto se suman hábitos de consumo energético más amigables con el planeta, como el uso de vehículos eléctricos, bombillas LED y electrodomésticos de alta eficiencia; la instalación de medidores inteligentes para el ahorro de energía; y la construcción de eco-viviendas, la situación medioambiental sin dudas mejorará.

دیدگاهتان را بنویسید

نشانی ایمیل شما منتشر نخواهد شد. بخش‌های موردنیاز علامت‌گذاری شده‌اند *